La arquitectura en el cine - Minimal Studio

Cine y arquitectura

El cine nos transporta a vidas, ciudades, historias y casas que nos invitan a soñar con todo lo que somos y querríamos ser o porque no decirlo no ser, como nos gustaría que quedara nuestro salón, el ático de nuestros sueños, o con colores y cromáticas imposibles, que vistos a través de la gran pantalla.

En Minimal Studio nos apasiona el arte, por lo cual, no podíamos dejar de lado el cine y su capacidad de transmitir sensaciones a través de una estancia o habitáculo. Por eso hemos querido repasar lo que el séptimo arte nos narra de la arquitectura y diseño a través de una selección anárquica de películas; American Psycho, Revenge y Metropolis.

Nuestras favoritas

American Psycho (Mary Harron) cuenta la historia de Patrick Bateman como declaración en primera persona de un capitalista, castrado emocionalmente y en búsqueda desesperada de significado. Al inicio del film su protagonista nos describe su piso y su rutina de cuidados personales en voz en off mientras las cámaras nos hacen un barrido por algunas de las zonas más icónicas del apartamento.

Algunas de las piezas más codiciadas son la silla de Charles Mackintosh o los icónicos sillones Barcelona de Mies Van der Rohe con sus respectivas otomanas rodeado por paredes blancas.
apartamento-patrick-bateman_minimal-studio_cine-y-arquitectura
El espacio muestra una colección de piezas del diseño más racionalista que son usados como banales trofeos que encajan y construyen en nosotros la idea del cínico ejecutivo de Wall Street de principios de los años 90.

La vivienda hace de perfecto envoltorio y sirve de escondite al estudiado personaje que interpreta Christian Bale, el súmmum del arquetipo del yuppie adinerado y a la vez una de las piezas más importantes de la falsa máscara de apariencia con la que el personaje de Bale nos oculta, contrasta y a la vez mezcla con su psicópata naturaleza.
La presencia de la arquitectura como elemento clave en el cine no solo se encuentra en los grandes clásicos, el ejemplo perfecto es Revenge, un thriller de venganza francés. El film, de brutales escenas y retorcida trama, nos cuenta la temperamental venganza transcurrida en un paraje desértico donde resalta la delicadeza de una moderna vivienda que podría ser obra del mismísimo Oscar Niemeyer.
cine-y-arquitectura-minimal-studio
En estas estancias no solo encontramos un bello contraste, sino qué gracias a la peculiaridad de incluir vidrios con una colorida cromática a las ventanas exteriores, esta vivienda repleta de luz se convierte en todo un caleidoscopio de tonalidades, el cual aumenta e intensifica las tensas y atroces escenas.

Visión de futuro, la arquitectura en la ciencia ficción

La Metropolis que Fritz Lang nos dibujó en 1929 sentó las bases de la ciudad y las visiones futuristas en el cine. La fusión llevada al extremo entre el Art Deco más oscuro y el Futurismo Italiano han influido tanto en el diseño de interiores del sector retail como en otras obras del género.
También forma parte ya de la memoria colectiva la imagen de la ficticia ciudad de Los Angeles en Blade Runner (Ridley Scott) que al inicio de la cinta nos presenta una mastodóntica pirámide, como un imponente zigurat sumerio, rodeada por coches voladores que nos hace sentir pequeños en un futuro lejano que nunca ocurrirá.

Algunas interpretaciones de la arquitectura del futuro tratan de acercarse a la idea de nuestro futuro en la vida real y otras ofrecen una visión de lo más alejada para apoyar su trama, todas calan en nuestras retinas y terminan formando parte de la imaginería posmoderna convirtiéndose a lo largo de los años en influencia innegable de muchos arquitectos.